Seleccionar página

OKUPAS

Pero mi madre ya no estaba fuera. Me había dejado la responsabilidad de seguir con ella, de dejar de ser su hijo para indagar en quién había sido, quien soy yo.

Buscar mis propias raíces.